EURHES
 
 
Inicio Contacto Mapa del sitio RSS
 
 
 
 
 
|

Sede de la EURHES

La Escuela Universitaria de Recursos Humanos del Equipo de Salud de la Universidad Nacional de La Plata funciona en el Edificio del Ex Sanatorio de la Carne, ubicado en calle 12 y 161, de la localidad de Berisso.

Desde comienzos de 2016, en el tercer piso de estas instalaciones, más de 1000 estudiantes cursan las carreras de Nutrición, Obstetricia, Enfermería y Tecnicatura en Prácticas Cardiológicas.

El edificio cuenta con una superficie cubierta de 4.917,45 m2, distribuidos en seis plantas. La plata baja estará destinada exclusivamente a los consultorios externos de atención a la comunidad, con un amplio hall de sala de espera. El primer y segundo piso será utilizado para las prácticas académicas y actividades de formación de la Facultad de Odontología. Mientras, que en las tres plantas restantes funcionarán las distintas carreras de la Escuela Universitaria de Recursos Humanos del Equipo de Salud.

También está prevista la puesta en marcha de otros proyectos que permitan ampliar los servicios de salud para la comunidad. En este sentido, la Universidad se propone montar un laboratorio para el desarrollo y fabricación de prótesis odontológicas sociales. También se analiza la posibilidad de organizar un taller de producción de cepillos de dientes para entregar en forma gratuita a los vecinos de la región.
Como centro de salud y de enseñanza, el edificio contará con aulas y auditorios para actividades académicas, pero además se instalarán sillones odontológicos para prácticas y atención a la comunidad, laboratorios, salas de esterilización y hasta un sector equipado con cocinas de tipo industrial para las prácticas de los alumnos de la carrera de Nutrición.

 

De edificio abandonado a complejo educacional

 
El edificio del ex Sanatorio de la carne se construyó a mediados de la década del ´70, y cerró sus puertas definitivamente a mediados de los 80. Abandonado por más de 30 años, el inmueble, aunque permaneció intacto en su estructura, sufrió importantes daños en terminaciones, instalaciones y acabados, producto del paso del tiempo y el vandalismo. Incluso, las plantas superiores registraron enormes daños causados por la invasión de palomas, murciélagos y roedores que coparon gran parte del edificio.
A partir de la toma formal de posesión del inmueble, en abril de 2014, la UNLP encaró un plan de remodelación integral y puesta en valor de aquella postal del abandono para transformarla en una sede universitaria.
Luego se avanzó con las primeras medidas para preservar el edificio: colocación de rejas exteriores en el perímetro, reposición de todos los vidrios de las ventanas e instalación de una malla metálica en las carpinterías exteriores para evitar intrusiones y roturas de vidrios. Posteriormente se reparó e impermeabilizó la  azotea para poner fin al daño causado por las filtraciones de agua. 
En el interior del edificio se realizó una puesta en valor que incluyó el recambio de las instalación eléctrica, la renovación de toda la instalación sanitaria (incluyendo bombas de elevación) y reposición de artefactos. Además se cambiaron los tres ascensores y se reemplazó el 40% de los pisos existentes. Las tareas alcanzaron también el arreglo de cielorrasos, y la reparación de los revoques interiores y exteriores, para posteriormente realizar un proceso de hidrolavado y pintura.

 

Una historia de 40 años

 El Sanatorio de la Carne dependió en sus inicios de la Obra Social de la Federación de Obreros y Empleados de la Industria de la Carne, y se construyó en tiempos en los que el frigorífico Swift aún se encontraba en funcionamiento.

Si bien la piedra fundamental y de inicio de las obras se colocó en 1972,  su inauguración se concretó recién el 17 de agosto de 1978, fecha en que comenzó a funcionar como policlínico, elogiado por sus comodidades y equipamiento. Su destino original fue albergar un sanatorio médico con una infraestructura que cubriera áreas de maternidad, diagnóstico clínico y químico, cirugía e internación.

El cierre de las plantas frigoríficas locales derivó en su caída libre y posterior cierre. Como sanatorio, el edificio dejó de funcionar en 1983, aunque por algunos pocos años más se ofreció la atención de consultorios externos de unas pocas esp

 

 
 
Organigrama
Fotografías
Logo UNLP
Reciclado